¿Cómo le llamas a eso
que en este instante te abraza,
mientras quedas sin aliento,
y la ansiedad se te disfraza?
 
Por lo que se te escapan los miedos
y tus cadenas se hacen alas
que extiendes libres al cielo
para un vuelo sin escalas.
 
¿Cómo llamas al sutil susurro
que te sobrecoge y eriza tu piel
cuando al oído recordamos glorias
y hacemos historias como el día aquel?
 
Dime solo si estoy perdido de algún modo,
porque mis palabras pretenden decirte universos
y aunque sospecho a veces que sabes todo
hoy quisiera saber a qué te saben mis versos.
 
—Emanuel Fernandez

Anuncios